Artículos

Explicando la Eficiencia Global del Substituido de Calostro

Publicado

en

(1.404 lecturas vistas)

COMPARTIR

Autores:  Manuel Campos Mvz, MSc, PhD y Stephen D. Acres

Un concepto común es que obtener una protección adecuada contra patógenos que están presentes en el mismo hato los terneros deben recibir calostro de su propia madre o rebaño.

Sin embargo, debemos enfatizar que sustitutos de calostro natural de buena calidad es efecto proveen protección contra diferentes enfermedades mundialmente y por lo tanto pueden ser considerados en cualquier país en programa de manejo del calostro.

A menudo se hace la siguiente pregunta sobre el sustituto de colostrum: Como es que un producto de calostro de un país funciona para proteger a los becerros en otros países?

Esta es una pregunta muy válida puesto que por lo general se cree que la mejor protección para el becerro se obtiene cuando este se alimenta del calostro de su propia madre, o de una vaca del mismo rebaño. Esta suposición es basada en el concepto de desarrollo de una «inmunidad del rebaño» que se basa en la observación de que los patógenos que re-circulan en el hato constantemente, fortalecen la respuesta inmune de los animales en el mismo hato.

Sin embargo, este concepto de «inmunidad del rebaño» no garantiza que 100% de las vacas en este hato recibirán un reforzamiento natural efectivo a su inmunidad a través de su exposición a agentes infecciosos en el tiempo apropiado para generar títulos altos de anticuerpos en calostro. Por ende, el factor más importante para considerar es, si efectivamente una vaca en particular ha sido o no expuesta antes de la parición a un patógeno en particular. Si ha sido expuesta, la vaca secretará los anticuerpos contra este patógeno en su calostro y este calostro debería proveer una buena protección si es entregado correctamente. Si la vaca no ha sido expuesta a este patógeno (aunque sea la madre), no habrá un reforzamiento en los títulos de anticuerpos y este calostro puede ser deficiente en anticuerpos para este patógeno en particular.

Cuando se examinan muestras individuales de calostro se pueden encontrar vacas que carecen anticuerpos para uno o más patógenos importantes y consecuentemente su ausencia puede ser la causa de que los terneros se enfermen ya que estos agentes si están presentes en el rebaño.

Adicionalmente, la idea que el calostro de la madre es siempre mejor es a veces interpretada como que los anticuerpos presentes en el calostro de la madre o de otra vaca del mismo rebaño, tiene algún tipo de cepa «privada» de un patógeno que no está presente en otras regiones u otros países. No hay ninguna evidencia epidemiológica que apoye este argumento. Las causas más comunes de la morbilidad y mortalidad durante las primeras tres semanas de la vida del ternero son neumonía y diarrea causadas por patógenos que infectan las superficies de las mucosas respiratorias e intestinales (Tabla l). Estos patógenos tienen una distribución mundial (están ausentes solo en países con programas de erradicación de estos agentes en específico) y anticuerpos contra estos patógenos tienen una protección cruzada muy amplia entre aislamientos de diferentes regiones y países.

Entre los patógenos listados en la Tabla, el virus de la diarrea viral bovina (V DV B) muestra la variabilidad más grande, e incluso en este caso, la similitud antigénica que existe entre los tipos la y lb y entre los tipos 2a y 2b es suficientemente alta para proveer una reacción cruzada. De hecho, todas las vacunas comerciales disponibles para prevenir la enfermedad están formuladas usando solamente dos cepas virales (tipo 1a y 2a ) y las dos cepas son efectivas mundialmente en vacas y terneros.

Los productos de Saskatoon Calostro Company Ltd (SCCL) se manufacturan con calostro colectado de miles de vacas (más de 2500 donadoras por cada lote) a lo largo de Canadá, eliminando efectivamente el riesgo de la ausencia de anticuerpos protectores contra enfermedades importantes que existe cuando la fuente del calostro es una sola vaca donadora. Adicionalmente, considerando la distribución mundial de los patógenos mencionados arriba, anticuerpos para un patógeno específico que está presente en el calostro obtenido en un hato e incluso un país diferente proveerá la misma protección que un anticuerpo de la misma madre/ hato. Siempre y cuando los anticuerpos en el calostro son específicos para el patógeno y están presentes en cantidad suficiente, el calostro, será eficaz si se administra adecuadamente.

Tabla 1: Patógenos comunes que causan enfermedades en terneros recién nacidos.

Por Manuel Campos Mvz, MSc, PhD

The Saskatoon Colostrum Co. Ltd.

Manuel tiene más de 25 años de experiencia en investigación en el área de inmunología y desarrollo de productos zoosanitarios. Manuel trabajo en la Organización de Vacunas y Enfermedades Infecciosas (VIDO), SmithKiline Beecham Animal Health, la sede central de investigación de Pfizer en Connecticut, EEUU.

Actualmente trabaja como consultor en salud animal y biotecnología.

 

CONSULTE CON EL EXPERTO

¿Podrá un substituto o suplemento de calostro proveer los beneficios aunque el calostro que se origina en el hato sea de suficiente calidad?

La respuesta es Si.

La variabilidad en la calidad y cantidad de calostro entre una vaca a otra es un problema mayor y constante cuando se emplea calostro del rebaño. En contraste, un sustituto o suplemento de calostro natural provee una cantidad y calidad consistente.

Estos productos son también más fáciles de usar y permiten alimentar más rápido a los terneros y en particular a aquellos de más alto riesgo de sufrir falla de trasferencia pasiva (FTP). Terneros de «alto riesgo» son aquellos que tuvieron dificultad al nacer; o en épocas del año donde existe el riesgo a un estrés de calor o de frío; en casos de partos mellizos en ganado de carne; terneros nacidos de vaquillas de primer parto; vacas que gotean leche de la ubre o que fueron ordeñadas antes del parto; vacas de ganado de carne con conformación de ubre o de pezones no satisfactoria para amamantar o que tienen un volumen de calostro insuficiente y desde luego en aquellas ocasiones que el calostro es de baja calidad o que proviene de vacas que han estado enfermas y/o lentas a recuperarse del parto.

¿Cómo hay que enfriar apropiadamente un calostro natural fresco?

La temperatura del calostro fresco es un paraíso como caldo de cultivo para las bacterias, permitiéndoles multiplicarse cada 20 minutos! La mejor manera para reducir la velocidad del crecimiento bacteriano en calostro fresco es enfriándolo rápidamente. La mejor práctica, si hay que usarlo más tarde, sería dividir el calostro fresco en volúmenes pequeños, por ejemplo de 2 litros, y refrigerarlo o ponerlo en un baño de hielo inmediatamente. Estos volúmenes péquenos se enfriarán rápidamente, y son también fáciles de recalentar a la hora de alimentar. Otra solución práctica es tener a mano varias botellas de agua congelada limpias que pueden ser colocadas dentro del balde de calostro caliente para enfriarlo rápidamente. Dos botellas de agua congelada por cada 4 litros de calostro pueden lograr un enfriamiento rápido, esto reducirá dramáticamente el crecimiento bacteriano.

Por Stephen D. Acres

DVM, MPVM, PhD

 

Leer más
Click para comentar

Deja un mensaje

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Artículos

Optimizando el uso del semen sexado

Publicado

en

COMPARTIR

El semen bovino se debe descongelar a 35°C durante 45 segundos. Si esta temperatura no es exacta, una descongelación inadecuada puede afectar la calidad y viabilidad del semen.


Por: JODEE SATTLER (Estados Unidos)

Durante la segunda mitad del siglo XX (aproximadamente de 1955 a 2005), el rendimiento reproductivo del ganado lechero disminuyó considerablemente. Una variedad de factores –desde una mayor producción de leche, hasta una mayor endogamia y una nutrición inferior a la óptima– pueden haber contribuido a este retroceso.

Fisiólogos reproductivos, genetistas y otros expertos colaboradores de la industria láctea, algunos de ellos fueron convocados por el Consejo de Reproducción del Ganado Lechero de los Estados Unidos (DCRC, por sus siglas en inglés) para revertir esta tendencia negativa de la reproducción.

Durante la Reunión Anual del DCRC de 2022, el Dr. Paul Fricke, profesor de reproducción de ganado lechero de la Universidad de Wisconsin y especialista en Extensión, describió la “reversión”, es decir este gran cambio que comenzó en 2002, como una «revolución en la reproducción».

«El espectacular aumento de la reproducción se ha producido durante la última década (más o menos)», decía Fricke.

Si bien la mejora de la genética, la nutrición y los protocolos de manejo ayudaron a mejorar la reproducción del ganado lechero, la adopción de programas de fertilidad, como la inseminación artificial programada (IAT) y la resincronización de la ovulación (resincronización) después de un diagnóstico de falta de preñez, jugó un papel importante en el aumento del rendimiento reproductivo. Además, combinar los programas de fertilidad con nuevas tecnologías para la detección del estro, basadas en sistemas de seguimiento de la actividad, ayudó eficazmente a lograr mejores tasas de preñez.

Estrategias que conducen al progreso reproductivo

Durante esta revolución, el rendimiento y la economía del semen sexado mejoraron. Sin embargo, el rendimiento del semen sexado todavía está por detrás del rendimiento del semen convencional. El uso de semen sexado aumenta el progreso genético en los rebaños lecheros a través de una mayor intensidad de selección de madres (Khalajzadeh et al., 2012).

Otras estrategias incluyen pruebas genómicas o de pedigrí para identificar novillas y vacas genéticamente superiores, el uso de semen sexado para inseminar novillas lecheras genéticamente superiores y vacas lactantes equilibradas para las necesidades de reemplazo (Weigel et al., 2012) y el uso de semen de bovino de carne para inseminar novillas con méritos genéticos bajos y vacas para producir terneros cruzados con mayor valor en el mercado de la carne (Ettema et al., 2017).

«Esto ha llevado a una tendencia en rápida evolución a utilizar semen Holstein sexado, semen Holstein convencional y semen de bovino de carne convencional para inseminar hembras Holstein en los Estados Unidos», decía Fricke.

Mejorar la fertilidad con semen sexado

Dado el importante papel del semen sexado para ayudar a los productores lecheros a “dimensionar correctamente” sus hatos y capitalizar la mejor genética del rebaño, Fricke centró su presentación en estrategias de manejo para mejorar la fertilidad del semen sexado en novillas no lactantes y vacas lecheras lactantes.

Fricke explicó que las novillas no responden favorablemente a los protocolos de sincronización basados ​​únicamente en GnRH y PGF2α, como Ovsynch. La “clave” es incluir un inserto de progesterona intravaginal controlado (CIDR) durante el protocolo. Esta práctica evita que las novillas muestren estro hasta que se retira el inserto CIDR, lo que aumenta la sincronía con el protocolo.

La DCRC recomienda el protocolo CIDR-Synch de 5 días (https://www.dcrcouncil.org/protocols) para novillas lecheras. Fricke observó que del 27% al 33% de las novillas presentan estro >24 horas antes de la IAT programada con el protocolo CIDR-Synch de 5 días. «Esto hace que la detección del estro durante el protocolo CIDR-Synch de 5 días sea un requisito para lograr tasas de concepción aceptables», comentó.

Lauber et al. (2021) condujeron una prueba de campo para comparar programas de manejo reproductivo para el envío de novillas Holstein a su primera inseminación con semen sexado. Los investigadores evaluaron:

  • CIDR5 (sincronización CIDR de 5 días)
  • CIDR6 (sincronización CIDR de 6 días)
  • EDAI (la PGF2α en el día 0 fue seguida por una detección de estro una vez al día [detección visual de la eliminación de tiza de la cola y otros signos] e IA)

El equipo de investigación concluyó que, aunque retrasar el retiro del dispositivo CIDR 24 horas en un protocolo CIDR-Synch de cinco días suprimió la expresión temprana del estro antes de la IAT, retrasar la eliminación del CIDR 24 horas tendía a disminuir la preñez por inseminación artificial (P/IA) en novillas inseminadas con semen sexado.

Además, el sometimiento de las novillas a un protocolo CIDR-Synch de cinco días para la primera IA tendió a aumentar el P/IA y a disminuir el costo por preñez en comparación con las novillas EDAI. Fricke explicó que la disminución del costo por embarazo se debió a la disminución de los días de alimentación. Además, esta disminución del costo cubrió con creces el costo del protocolo CIDR-Synch de 5 días y resultó en una disminución general de $17 en el costo por preñez, en comparación con las novillas inseminadas al estro, después del tratamiento con prostaglandinas.

Momento de la IA: semen sexado versus semen convencional

¿El momento óptimo de IA es diferente para el semen sexado en comparación con el semen convencional? Parece que la respuesta es «sí».

Bombardelli et al. (2016) evaluaron el uso de semen sexado en vacas lactantes con un sistema de monitoreo de actividad en vacas Jersey a IAT en función del aumento de actividad. En general, la P/IA usando semen sexado fue mayor para las vacas Jersey inseminadas entre 23 y 41 horas después del inicio de la actividad, lo cual es más tarde que el momento óptimo para el semen convencional de cuatro a 12 horas (sistema radiotelemétrico) después del inicio de la actividad de pie. (Dransfield et al., 1998) u ocho a 16 horas (sistema de monitoreo de actividad) después del inicio de la actividad (Stevenson et al., 2014).

«La inseminación posterior de vacas de alta producción utilizando semen sexado puede ser óptima para las vacas inseminadas en celo», dijo Fricke. Esto se debe a que la ovulación ocurre más tarde en relación con el inicio del estro en vacas de alta producción a medida que aumenta la producción de leche cerca del momento del estro.

Programa de fertilidad: sincronización óptima de la IA con semen sexado

¿Cuál es el momento óptimo de la IA utilizando semen sexado cuando el intervalo entre el momento de la IA y la ovulación se controla mediante un programa de fertilidad en el primer servicio? Para abordar esta cuestión, Lauber et al. (2020) sometieron a vacas primíparas a un protocolo Doble-Ovsynch para el primer servicio que incluía un segundo tratamiento con PGF2α 24 horas después del primero en la parte del protocolo de reproducción-Ovsynch como lo describen Brusveen et al. (2009).

El último tratamiento con GnRH (G2) varió entre tratamientos y IAT. Para variar el intervalo entre G2 y TAI, las vacas fueron asignadas al azar a dos tratamientos para recibir G2 16 (G2-16) o 24 (G2-24) horas antes de TAI, que se fijó en 48 horas después del segundo tratamiento con PGF2α del programa de reproducción. -Porción Ovsynch del protocolo Double-Ovsynch.

El equipo de investigación encontró que las vacas G2-24 tenían menos P/AI que las vacas G2-16 a los 34 ± 3 días (44% vs. 50%) y 80 ± 17 días (41% vs. 48%) después de la IAT. La pérdida de preñeces y la proporción de sexos fetales no difirieron entre los tratamientos. La inducción de la ovulación más temprana en relación con el IAT después de un protocolo Doble-Ovsynch disminuyó la P/AI en vacas Holstein primíparas, mientras que la pérdida de preñez y la proporción de fetos femeninos no difirieron entre los tratamientos.

Estrategia de inseminación de primer servicio

En un estudio de campo, Lauber et al. (2022) incluyeron 742 vacas Jersey en lactancia, que fueron asignadas al azar según el número de etiqueta auricular y dentro del paridad para su presentación, ya sea al primer servicio después de un protocolo Double-Ovsynch (DO) o a un protocolo para la sincronización del estro con detección del estro dos veces al día (EDAI) utilizando semen Jersey sexado.

¿Los resultados? La media de días desde PGF2α (día 24) hasta IA fue mayor para las vacas EDAI que para las DO, mientras que la proporción de vacas inseminadas fue mayor para las vacas DO que para las EDAI (100% vs. 75%). “Así, el 75% de las vacas en el tratamiento EDAI fueron detectadas en estro e inseminadas, mientras que el 25% de las vacas no fueron detectadas en estro y fueron sometidas a IAT después de un protocolo Ovsynch para el primer servicio”, informó Fricke.

En pocas palabras: este estudio encontró que las vacas Jersey lactantes sometidas a un protocolo DO para IAT en el primer servicio tenían más P/AI para semen sexado y de carne que las vacas inseminadas después de la sincronización del estro.

 

Leer más

Casos Clínicos

Mastitis de Verano

Publicado

en

COMPARTIR

Leer más

Casos Clínicos

Endocarditis bacteriana y Poliartritis secundaria

Publicado

en

COMPARTIR

Leer más

Trending